Un mendigo amputado resulta ser un impostor

En China, un hombre cuyas piernas están amputadas pide limosna... Los transeúntes, conmovidos por su condición física, no dudan en darle algunas monedas. Salvo uno, que tiene una sospecha y decide arrebatarle los pantalones. La sorpresa va a ser mayúscula cuando se descubre que en realidad el hombre tiene sus dos piernas en perfecto estado...

Un mendigo amputado resulta ser un impostor
Leer más
Leer más