Unos aldeanos luchan y matan a una pitón gigante en Indonesia

Los habitantes de un pueblo de Indonesia se dieron un festín especial: una pitón reticulada de 7,8 metros descubierta por un guardia cuando volvía a casa después de trabajar en una plantación de palma aceitera.

Unos aldeanos luchan y matan a una pitón gigante en Indonesia
Leer más
Leer más

Las fotos se han hecho virales y con razón, no es frecuente encontrarse con una serpiente de este tamaño. Las imágenes fueron publicadas en Facebook por un residente de la zona de Batang Gansal, en la isla indonesia de Sumatra. Las imágenes muestran a una pitón visiblemente muerta siendo colgada de toda su longitud por los aldeanos.

¡Un verdadero monstruo!

Fue un guardia, Robert Nababan, quien se cruzó en el camino del animal de 7,8 metros de largo cuando regresaba de su trabajo en una plantación de palma aceitera. Según un especialista, se trataba más bien de una pitón reticulada (Malayopython reticulatus), una especie común en el sudeste asiático y que puede medir hasta 9 metros, aunque este tamaño es "bastante raro".

La serpiente estaba en medio de la carretera e impedía que dos vecinos cruzaran, dijo el hombre de 37 años. Robert Nababan resultó gravemente herido al intentar capturarla. "Intenté atraparla, me mordió el brazo y peleamos durante un rato", detalló el guardia desde su cama de hospital.

Algunos aldeanos acudieron al rescate y comenzaron a golpear a la serpiente para que lo soltara, con éxito. Finalmente, la pitón fue sacrificada antes de ser expuesta en el pueblo y comida frita por los aldeanos. Aunque la vida de Robert Nababan no corre peligro, se le podría amputar la mano, según informaron los responsables del hospital a la BBC.

Una serpiente "provocada"

Según Donal Boyer, herpetólogo de la Wildlife Conservation Society entrevistado por LiveScience, la pitón probablemente trató de morder al guardia y utilizar su cuerpo para encerrarlo, pero no para atacarlo como presa, sino para defenderse. La serpiente fue "provocada", afirmó el experto.

La pitón reticulada es una de las mayores serpientes del mundo. Es un formidable depredador que mata a sus presas, desde roedores hasta ejemplares más grandes, como cerdos y perros, por constricción. Consiste en encerrar a la presa hasta cortarle la circulación y asfixiarla antes de tragársela de golpe.

Ataques extremadamente raros

En Sumatra es frecuente encontrar pitones, sobre todo en las plantaciones. "Hay al menos 10 avistamientos al año. En la estación seca, salen a buscar agua; con la humedad, salen a bañarse bajo la lluvia", explicó un portavoz de la policía antes de añadir: "Suele haber muchos roedores en las plantaciones".

Los casos de pitones reticuladas que se alimentan de seres humanos son muy raros. Sin embargo, el pasado mes de marzo, un hombre de 25 años fue encontrado en el vientre de una pitón de 7 metros en otra plantación de Sulawesi Occidental (Indonesia). El avistamiento suscitó muchas preguntas sobre lo que realmente ocurrió.