Los trasplantes de heces podrían curar el COVID, según los científicos

Los científicos han encontrado un nuevo tratamiento que posiblemente podría curar los síntomas del coronavirus, pero es un tratamiento bastante inusual.

Los trasplantes de heces podrían curar el COVID, según los científicos
Leer más
Leer más

En una carta publicada en la revista Gut, los investigadores han sugerido el uso de trasplantes de heces para tratar el Covid-19. Han afirmado que este método podría ayudar a reforzar el sistema inmunitario, lo cual es vital a la hora de combatir el Covid-19.

¿Qué es un trasplante de heces?

Durante un trasplante de microbiota fecal, los médicos toman bacterias y microbios del intestino de un individuo sano y los transfieren a una persona que necesita aumentar las respuestas inmunitarias de su organismo.

En términos más sencillos, trasplantan la caca de una persona sana al colon de una persona enferma. Se sabe que este tipo de trasplante es un tratamiento muy eficaz para las infecciones bacterianas, concretamente un tipo llamado Clostridioides difficile también conocido como C difficile.

Tratamiento accidental

En la carta, los investigadores señalan que el procedimiento se utilizó en dos personas que padecían C difficile y que también tenían Covid-19 al mismo tiempo.

La primera persona que se sometió al tratamiento era un anciano de 80 años que tenía una infección recurrente por C difficile, junto con neumonía y sepsis. Entonces empezó a presentar síntomas que coincidían con los de Covid-19, y cuando se le hicieron las pruebas resultó ser positivo. Su tratamiento incluyó un trasplante de heces, remdesivir y plasma que contenía anticuerpos contra el Covid-19. Dos días después del trasplante, los síntomas de coronavirus del hombre habían desaparecido.

Lo mismo le ocurrió a un joven de 19 años que padecía una enfermedad intestinal inflamatoria llamada colitis ulcerosa. Mientras recibía tratamiento, empezó a desarrollar síntomas similares a los del Covid-19 y dio positivo en la prueba. Entonces se le hizo un trasplante de heces para su enfermedad intestinal, pero su coronavirus siguió sin tratarse. Tras el trasplante, sus síntomas de coronavirus desaparecieron automáticamente.

Los autores del estudio esperan ahora realizar más investigaciones para averiguar si el trasplante de heces puede convertirse en un tratamiento oficial para el virus. Escriben:

Estos datos nos permiten especular que la manipulación del microbioma intestinal puede merecer una mayor exploración como estrategia inmunomoduladora en el Covid-19.