¿Cuánto cuesta hacerse la prueba PCR en diferentes lugares de Europa?

Los precios de la prueba de Hisopada para detectar la presencia de Covid-19 pueden variar en función de cada país y lugar.

¿Cuánto cuesta hacerse la prueba PCR en diferentes lugares de Europa?
Leer más
Leer más

Los últimos días las medidas de cierre de aeropuertos se han relajado, con el avance de las campañas de vacunación, y menores restricciones, los viajeros empiezan a planear sus vacaciones de verano, y en el presupuesto también se deberá tomar en cuenta los valores de las pruebas PCR que serán uno de los requisitos para movilizarse de un país al otro, en el caso de no tener el certificado de vacunación.

¿Cuánto cuesta una prueba PCR?

Para evitar contagios las autoridades permitirán el paso a los viajeros que cumplan con los requerimientos de cada país. En casi la totalidad de países uno de los requisitos será presentar una prueba de hisopado negativa, por esto es necesario conocer los valores en los países de Europa.

Francia

En Francia las pruebas PCR son gratuitasy según el anuncio del Ministro de Sanidad francés, Olivier Véran, desde julio el Estado rembolsará el valor de todos los análisis de hisopado incluso los de laboratorios privados.

Italia

En Italia las PCR son gratitas solo si son solicitadas por una autoridad sanitaria, de lo contrario tienen un valor que puede variar entre 86 y 150 euros.

Bélgica

El país francófono cobra alrededor de 50 euros por prueba PCR y será gratuito para aquellas personas que presenten síntomas compatibles con la enfermedad.

Portugal

En Portugal, las pruebas PCR en laboratorios privados cuestan 100 eurosy en los centros de la Cruz Roja el precio disminuye a 60 euros.

Reino Unido

Las pruebas son gratuitas mediante el National Health System para quienes presenten síntomas de COVID-19. En los laboratorios privados el precio varía y pueden llegar a 132 euros.

España

En España el panorama es diferente, aquí las autoridades anunciaron que la seguridad social no puede asumir los valores de los análisis pueden llegar a costar entre 130 y 240 euros, según la Organización de Consumidores y Usuarios.