COVID-19: esperanza en un fármaco utilizado para tratar úlceras e infecciones
COVID-19: esperanza en un fármaco utilizado para tratar úlceras e infecciones
COVID-19: esperanza en un fármaco utilizado para tratar úlceras e infecciones
Leer más

COVID-19: esperanza en un fármaco utilizado para tratar úlceras e infecciones

El citrato de bismuto de ranitidina (RBC) es "un poderoso agente anti-SARS-CoV-2", dicen los científicos de Hong Kong. Fácilmente disponible y utilizado contra las úlceras de estómago, tiene un perfil farmacológico seguro y completo.

Los científicos están multiplicando los frentes en la búsqueda de un tratamiento o vacuna contra el coronavirus (COVID-19). Si bien el tratamiento de AstraZeneca ya se encuentra en las etapas finales de los ensayos clínicos, los científicos de Hong Kong tienen puestas sus esperanzas en un fármaco antimicrobiano utilizado contra las úlceras de estómago y las infecciones bacterianas.

Tras las pruebas en animales, se considera prometedor para el control del coronavirus. Se han realizado investigaciones para evaluar si los metalofármacos -compuestos que contienen metales y que se utilizan comúnmente contra las bacterias- podrían tener propiedades antivirales para controlar el coronavirus del SARS-CoV-2.

En pruebas realizadas en hámsteres dorados, los investigadores encontraron que uno de los medicamentos de esta familia, el citrato de bismuto ranitidina (RBC), era "un poderoso agente anti-SARS-CoV-2". "La RBC puede reducir la carga viral en los pulmones de los hámsteres infectados", dijo el investigador de la Universidad de Hong Kong, Runming Wang, en la presentación del estudio a la prensa el lunes. "Nuestro descubrimiento muestra que el CBR es un posible antiviral contra el COVID-19", declaró.

Sin embargo, el hecho de que las pruebas hayan sido alentadoras en animales está lejos de ser una prueba de que el fármaco también pueda tener un efecto beneficioso en los seres humanos.

El Sars-CoV-2, el virus responsable de la enfermedad de COVID-19, ha causado más de un millón de muertes desde su aparición en diciembre en China. Mientras los científicos de todo el mundo corren para encontrar una vacuna, también están buscando medicamentos fácilmente disponibles que podrían aliviar los síntomas de la enfermedad COVID-19 o ayudar al cuerpo a combatirla.

Aunque en todo el mundo se están evaluando docenas de tratamientos contra el COVID-19, hasta ahora solo se ha demostrado la eficacia de uno para reducir la mortalidad, pero solo en pacientes gravemente afectados: el corticoesteroide dexametasona.

Un fármaco antiviral, el remdesivir, reduce ligeramente el tiempo de recuperación de los pacientes de COVID-19 en el hospital, pero no ha demostrado ningún beneficio en cuanto a la reducción de la mortalidad.

Ambos tratamientos fueron prescritos al Presidente de los Estados Unidos Donald Trump, quien dio positivo en COVID-19 a principios de octubre. Sin embargo, ambos tienen inconvenientes. El remdesivir es caro y hay escasez en todo el mundo, mientras que la dexametasona tiene un efecto inmunosupresor que supone un riesgo para todos, salvo para los pacientes más enfermos.

Los científicos de Hong Kong señalaron que la RBC, que se puede conseguir fácilmente y se utiliza contra las úlceras de estómago, tiene un perfil farmacológico seguro y completo. "Se ha utilizado durante décadas y por lo tanto es bastante seguro", afirmó el Dr. Wang. Los investigadores añadieron que su investigación, publicada en Nature Microbiology, sugiere que otras drogas metálicas también pueden ser eficaces contra el virus y deben ser investigadas más a fondo.

Escrito por Irene M.F.

Sin conexión
Verifique su configuración