7 beneficios de poner un humidificador en casa

Los humidificadores se están volviendo cada vez más en un elemento común en muchos hogares y zonas de trabajo gracias a sus muchos efectos positivos sobre la salud. Y es que mantener la humedad adecuada es fundamental para la salud respiratoria.

7 beneficios de poner un humidificador en casa
Leer más
Leer más

Es más que probable que ya has visto alguno de estos simpáticos artilugios en tiendas, zonas de trabajo, e incluso en la casa de algún amigo. Los humidificadores pueden tener formas muy elegantes, colores curiosos, e incluso expulsar vapor con distintas fragancias.

Sea como sea, su función es siempre la misma: añadir humedad al ambiente, permitiendo así que esta se mantenga en los rangos adecuados.

Y es que para que el ambiente sea el idóneo para la salud del ser humano debe tener una humedad de entre el 40 y el 50%.

A veces, esta humedad es difícil de conseguir, especialmente cuando usamos otros aparatos como calefactores o el aire acondicionado, que pueden resecar el ambiente. Es por eso que contar con un humidificador en casa puede tener grandes beneficios.

Beneficios de los humidificadores

Estos son los 7 beneficios de contar con un humidificador en casa:

  1. Equilibra la humedad del ambiente: el humidificador es el único instrumento tecnológico del que disponemos a día de hoy para equilibrar la humedad en climas secos. Por tanto, es fundamental para tener una buena salud respiratoria en estas zonas menos húmedas.
  2. Mejora los síntomas de la alergia: además del uso de un purificador, que nos evite estar en contacto directo con el polen o el polvo, sea cual sea la causa de nuestra alergia, contar con un humidificador puede aliviar estos síntomas.
  3. Reduce la propagación de gérmenes: al aportar humedad al ambiente, el humidificador impide que los gérmenes se muevan, ya que al combinarse con el agua caen por su propio peso.
  4. Niños y mayores: un clima seco es negativo para cualquier persona, pero especialmente para los más pequeños y los más mayores de la familia. El uso de un humidificador previene ciertas afecciones respiratorias que son comunes y muy peligrosas a estas edades.
  5. Reduce los ronquidos: otra gran ventajas del humidificador es que puede ayudar a reducir los ronquidos, ya que evita que las vías respiratorias se sequen y se cree congestión.
  6. Disminuye la energía estática: la humedad puede reducir el exceso de energía estática que hace que, de vez en cuando, nos debemos calambres entre nosotros.
  7. Hidratación de la piel: no solo las vías respiratorias agradecen tener la humedad correcta en el ambiente. Un humidificador también es un buen aliado de la salud dermatológica.