Radioterapia: braquiterapia, radioterapia externa y efectos secundarios
Radioterapia: braquiterapia, radioterapia externa y efectos secundarios

Radioterapia: braquiterapia, radioterapia externa y efectos secundarios

La radioterapia es un tratamiento locorregional de los cánceres. Se puede utilizar sola o asociada con una quimioterapia o una cirugía.

Definición: ¿qué es la radioterapia?

La radioterapia es un tratamiento locorregional de los cánceres. Consiste en utilizar radiación de alta energía que impide que las células cancerosas se multipliquen. La irradiación de las células tiene que ser tan precisa como sea posible para proteger lo mejor posible los tejidos sanos circundantes.

La radioterapia se puede utilizar sola pero, a menudo, se asocia con otros métodos como la quimioterapia o una cirugía.

Se distinguen varias técnicas de radioterapia. La radioterapia externa es la más utilizada. La fuente de radiación está situada en el exterior del paciente. Los rayos los emite una máquina desde cerca y tienen que atravesar la piel para alcanzar el tumor.

En el caso de un tumor pequeño, se puede emplear la braquiterapia. La fuente de radiación está implantada directamente en el interior del organismo. Se trata de cuerpos radiactivos introducidos en el tumor, liberando una radiación a pequeña distancia.

Por último, la radioterapia metabólica consiste en administrar por vía oral o por inyección intravenosa la fuente radiactiva que se fijará a las células cancerosas para destruirlas.

Radioterapia y dosimetría

La primera sesión de radioterapia está consagrada a la localización de la zona que hay que irradiar y a calcular las dosis de radiaciones. Un marcado de la piel efectuado por medio de un tatuaje permite distinguir los puntos importantes. Durante esta cita es cuando se realiza la planificación de la duración y la frecuencia de las próximas sesiones.

Por lo general, las sesiones del tratamiento son bastante cortas, entre un cuarto de hora y media hora. Por lo general, el ritmo es de una sesión al día con una duración de 4 a 5 días durante varias semanas. La irradiación es invisible e indolora para el paciente. Muy a menudo, el tratamiento no requiere hospitalización y se realiza de forma ambulatoria.

Efectos secundrios de la radioterapia

Los efectos secundarios de la radioterapia son frecuentes pero, muy a menudo, desaparecen al finalizar el tratamiento. Estos son variables según el paciente, la zona del cuerpo irradiada, así como el tipo y la cantidad de radiaciones administradas.

Entre los efectos indeseables más frecuentes se encuentran:

- Fatiga (astenia), acompañada de un estado depresivo y de una pérdida del apetito.

- Dolores de cabeza (cefaleas), náuseas, vómitos.

- Trastornos sexuales y problemas de fertilidad.

- Problemas cutáneos: enrojecimiento de la piel, sequedad, picazones.

- Reacción inflamatoria: durante el tratamiento puede aparecer un edema (hinchazón de la zona).  

- Caída del cabello.

- Afecciones sanguíneas: aparecen cuando la radioterapia está asociada con una quimioterapia. Puede tratarse de una reducción del número de glóbulos blancos, de glóbulos rojos o de plaquetas.

La NASA se prepara para enviar un helicóptero a Marte
Leer más
La NASA se prepara para enviar un helicóptero a Marte

Se dice que algunos efectos secundarios son tardíos, ya que pueden aparecer varios meses después de finalizar el tratamiento: pérdida de la flexibilidad de la piel, inflamación de las mucosas, pérdida de saliva, dolores en la zona tratada, cuperosis en la piel, etc.

Escrito por Macarena Simal
Última modificación
Sin conexión
Verifique su configuración