El truco de magia que le podría haber costado la vida a un mago

El truco de magia que le podría haber costado la vida a un mago

David Blaine ha aceptado un reto completamente de locos. Se ha puesto de pie frente a un fusil ubicado en el suelo, de cara a él. ¿Su objetivo? Disparar directamente a su boca, donde había instalado una protección de metal. Si se equivoca de un milímetro, puede morir. Afortunadamente para él, gracias a un láser de precisión, logró cumplir su misión. Y sin embargo, cuando se disparó el tiro, el objetivo del fusil no estaba bien posicionado… ¡El célebre mago por poco no muere!

Saray.P
Leer más
Recibe lo mejor de Gentside todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración