La efusiva celebración de Laporta en la Copa del Rey que acabó con un abrazo a Messi

Su primer título tras volver a la presidencia ha llegado pronto, y el catalán no ha dudado en celebrarlo con la plantilla.

La efusiva celebración de Laporta en la Copa del Rey que acabó con un abrazo a Messi
Leer más
Leer más

El FC Barcelona necesitaba un título en esta temporada en la que solo parecían tener males. El sábado lo consiguieron en la final de la Copa del Rey en el Estadio de la Cartuja de Sevilla, y la celebración fue acorde al contundente resultado de 4 a 0 que lograron frente al Athletic Club de Bilbao.

El recién elegido presidente Joan Laporta volvió a demostrar que la mesura no va con él a la hora de festejar junto a sus jugadores. Correcto delante de los medios, cuando llegó al vestuario de soltó la melena y tomó la forma de un aficionado más, con efusivos abrazos a sus pupilos.

Las cámaras, por supuesto, siempre atentas a Messi. Es de sobra conocido que su relación con Laporta es excelente, y algo le susurró al astro argentino mientras le abrazaba. No sabemos qué sería, pero sí que celebraron con las mismas ganas un gol de los que llevan la firma de Messi desde hace años.

“Teníamos muchas ganas de volver a ganar” dijo tras terminar el partido, y vaya si lo demostraron. Fue el propio dirigente quien inició los cánticos culés para levantar una fiesta que era muy necesaria dentro del vestuario. A principios de la temporada no había aspiración ninguna, y ahora están a ocho finales del doblete.

¿El barça ganador de La Liga?

Y es que, tras la jornada de Liga disputada este fin de semana, el Barça vuelve a depender de sí mismo para ganar el campeonato doméstico. El empate entre Real Madrid y Getafe y el futuro enfrentamiento ante el líder colchonero (el 8 de mayo) deja con opciones reales al club de Laporta de levantar otro trofeo.

Empezando por el propio Getafe este jueves, y seguido de Villareal, Granada, Valencia, Atlético de Madrid, Levante, Celta de Vigo y Eibar; el calendario del equipo blaugrana puede darle muchas alegrías de aquí a finales de mayo. Y, si ganan LaLiga, los gritos de Laporta van a escucharse hasta en las calles de Madrid.