Carcinoma: basocelular, espinocelular, tipos, causas y tratamiento
Carcinoma: basocelular, espinocelular, tipos, causas y tratamiento

Carcinoma: basocelular, espinocelular, tipos, causas y tratamiento

Un carcinoma corresponde a un cáncer desarrollado a partir de las células epiteliales. Se distinguen dos tipos: carcinoma basocelular y carcinoma espinocelular. Este cáncer de piel representa aproximadamente el 85% de los tumores.

Definición : ¿qué es un carcinoma?

Un carcinoma corresponde a un cáncer desarrollado a partir de las células epiteliales. Se trata de las células que recubren el epitelio, un tejido orgánico que recubre la superficie interna (mucosa) de algunos órganos o de la epidermis de la piel. Están estrechamente unidas entre sí.

Los carcinomas representan aproximadamente el 85% de los tumores. Más frecuentes y menos graves que los melanomas, los carcinomas son los cánceres de piel que se diagnostican más a menudo.

Tipos de carcinoma

Se distinguen dos grandes familias de carcinomas:

- Carcinoma basocelular:

Es de lejos el cáncer de piel más frecuente (90% de los casos). Se desarrolla a partir de las células presentes en la capa basal de la epidermis, es decir, la capa más profunda. Por lo general, se diagnostica en pacientes de más de 50 años.

En la mayoría de los casos, el carcinoma basocelular se forma en una piel sana sin lesiones y adquiere el aspecto de un nódulo. En dos de cada tres casos, se localiza en el rostro, en la cabeza o en el cuello, pero puede aparecer en cualquier parte del cuerpo (piernas, pies, tronco, órganos genitales, etc.).

- Carcinoma epidermoide o espinocelular:

El carcinoma epidermoide se desarrolla en el interior de la capa espinosa de la epidermis. Se trata de la capa superficial o intermedia. El diagnóstico es más tardío y normalmente en personas de más de 65 años.

A diferencia del carcinoma basocelular, el carcinoma espinocelular se desarrolla principalmente a partir de lesiones en la piel como una cicatriz, una placa o una lesión de la piel debida a los rayos del sol.

El carcinoma epidermoide es más peligroso que el basocelular y puede experimentar graves complicaciones en ausencia de tratamiento.

Causas del carcinoma

La principal causa de la aparición de un carcinoma es una exposición solar excesiva y prolongada. De hecho, los rayos ultravioletas del sol pueden provocar anomalías en los niveles de queratinocitos, las células constituyentes de la epidermis. Por lo tanto, utilizar en exceso las cabinas de rayos UV es muy peligroso. Sin embargo, los riesgos dependen del fototipo de cada persona. Cuanto más claros sean la piel y el cabello, más importantes son.

Otros factores como algunas enfermedades genéticas (albinismo, enfermedad de los niños de la luna) o una inmunosupresión (bajada de las defensas inmunitarias) también pueden explicar un carcinoma.

Tratamiento del carcinoma

El tratamiento de un carcinoma consiste obligatoriamente en una intervención quirúrgica. La operación, realizada bajo anestesia local o general, consiste en extirpar el tumor y un pequeño perímetro de tejido sano alrededor (lo que se conoce como margen de resección). Esto permite limitar los riesgos de recaída. Sin embargo, se establece un período de vigilancia los años que siguen a la intervención.

Si la cirugía no es posible o el carcinoma se ha extendido, se puede utilizar la radioterapia. Consiste en destruir las células cancerosas por medio de la irradiación local con rayos X.

Escrito por Macarena Simal
Última modificación

Sin conexión
Verifique su configuración