Unos buzos encuentran animales encadenados y enjaulados en las profundidades marinas

Unos buzos encuentran animales encadenados y enjaulados en las profundidades marinas

La semana pasada, un grupo de submarinistas hizo un triste descubrimiento en las profundidades de la isla indonesia de Kokoya. Encontraron a dos dugones, unos mamíferos marinos en peligro de extinción, atados por la cola y encerrados en jaulas.

Cada año se añaden más nombres de animales a la lista de especies amenazadas. Un aumento con el que tiene mucho que ver la especie humana. Aunque muchas especies estén protegidas, las autoridades siguen teniendo que intervenir para asegurar la supervivencia de los especímenes y castigar las actividades ilegales. De hecho, la experiencia que han vivido estos submarinistas es un triste ejemplo de ello.

Estos turistas se fueron a bucear en las aguas de Kokoya, una isla remota del archipiélago indonesio. Cuando exploraban el fondo marino, encontraron a dos imponentes mamíferos marinos atrapados en jaulas. Se trataba de dos dugones, probablemente, de una madre y de su hijo. Este último nadaba libremente tras los barrotes, pero la hembra estaba, además, encadenada por la cola. 

Ignoramos cuánto tiempo los mantuvieron retenidos, pero, según Delon Lim, uno de los submarinistas, debió de ser durante varias semanas. "Las cuerdas estaban desgastadas y rasgadas. Las cicatrices y la herida en su cola eran muy profundas. Se te encogía el corazón", contó en The Dodo.

Capturas de un pescador

Los submarinistas volvieron a la superficie para averiguar el motivo del cautiverio de los dugones y descubrieron que fue un pescador el que los capturó y el que los utilizaba como atracción turística. "Nos pidió dinero para poder ver al dugongo o hacerle fotos", contó el submarinista.

Finalmente, ambos pudieron entrar en las jaulas con los mamíferos y hacerles fotos. Afligidos por su estado, trataron de convencer al pescador para que los liberara explicándole que los dugones son animales protegidos y que se encuentran en peligro de extinción. 

Liberados por las autoridades

Leer más
Una mujer recibe un buen castigo por intentar hacerse una foto con un tiburón

"Cuando abandonamos la isla, el pescador había aceptado liberarlos. Pero como no estábamos del todo convencidos de que lo haría, publiqué el vídeo en las redes sociales", explicó el submarinista. Su amigo le imitó, y ambos hicieron bien, ya que, poco después, las autoridades encargadas de la protección de la flora y la fauna contactaron con ellos. 

Querían conocer la ubicación de las jaulas. Una vez se la facilitaron, acudieron al lugar y comprobaron que los dugones seguían allí. Fue solo entonces cuando la hembra y su cría encontraron la libertad. En cuanto al pescador, emprendieron acciones legales contra él.

El dugongo, también conocido como "vaca marina", es primo del manatí, cuyo tamaño puede alcanzar los 3-4 metros y cuyo peso ronda los 500 kilos. Vive en los litorales de los océanos Índico y Pacífico, y su población total es difícil de estimar, pero se enfrenta a un descenso importante.

Peris Martínez Irene
Leer más
Recibe lo mejor de Gentside todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración