Esta es la razón por la que a los gatos no les gusta el agua

La razón por la que muchos gatos no toleran el agua se encuentra en el origen de su raza. Sus antepasados habitaban zonas desérticas, donde encontrarse con este elemento era extraño, por lo que aprendieron a subsistir bebiendo poca cantidad.

Esta es la razón por la que a los gatos no les gusta el agua
Leer más
Leer más

Los gatos odian el agua, es algo que todo el mundo sabe. Basta hacer una rápida búsqueda en Internet para encontrar cientos de vídeos en los que, obligados a ser bañados, expresan claramente su disgusto para con este elemento.

La razón de su odio, sin embargo, no está tan clara. Y es que, razas de gatos cómo el maine coon, el van turco, el savannah y el manx no le temen al agua. ¿Qué los diferencia de otras razas de gatos más comunes?

Es bastante sencillo de entender, si tenemos en cuenta el origen del gato común. Y es que para rastrear a sus antepasados debemos viajar en el tiempo y el espacio hasta las zonas desérticas de Oriente Medio y China.

Sobra decir qu en su hábitat natural el agua escaseaba, por lo que los felinos se acostumbraron a beber poca cantidad. Esto causó, además, que se sientan ajenos al elemento líquido. Si lo sumamos a la precaución con la que se acercan a todo aquello que desconocen, no nos debe extrañar que se sientan tan asustados cuando tienen cerca una gran cantidad de agua.

Pero, ¿puedo bañar a mi gato?

Si bien es cierto que los gatos no se sienten especialmente atraídos por el agua, esto no quiere decir que no podamos bañarlos en caso de ser necesario. De hecho, si prevemos que los baños serán parte de su vida, es mejor empezar cuanto antes.

Por ejemplo, si nuestro gato va a pasar mucho tiempo al aire libre es probable que los baños que el mismo se proporcionará varias veces al día no sean suficientes, y que debamos limpiarlos nosotros mismos con agua y jabón.

Para acostumbrarlos, lo mejor es ir acercándolos al agua desde que son cachorros. Nada de sumergirlos sin previo aviso. Procura que el acercamiento sea progresivo, a su ritmo, o entonces le cogerá mucho más miedo del que ya tenía, y será imposible bañarlo cuando lo necesites.

vacunar animales domesticos covid vacunar animales domesticos covid