Síndrome de algodistrofia: definición, tratamiento, síntomas y causas

Síndrome de algodistrofia: definición, tratamiento, síntomas y causas

La algodistrofia es por definición un síndrome que se manifiesta por medio de dolores en las articulaciones inferiores (tobillo, pie, rodilla) y superiores (hombro, mano).

Definición de algodistrofia: dolores en pie, mano, tobillo y rodilla

La algodistrofia, también conocida como síndrome doloroso regional complejo (SDRC) o algodistrofia de Sudeck, se caracteriza por dolores articulares que afectan principalmente a las piernas (en el pie, el tobillo y la rodilla) y a los brazos (mano, hombro). Por lo general, se declara después de un traumatismo, como un esguince o una fractura, o una intervención quirúrgica.

La algodistrofia es una enfermedad ósea rara e incapacitante. Puede ocurrir en cualquier edad pero afecta sobre todo a los adultos de entre 35 y 65 años y a las mujeres en 3 de cada 4 casos. Afecta más a menudo a los miembros superiores que a los miembros inferiores.

Se distinguen dos tipos de algodistrofia. La algodistrofia de tipo I o algodistrofia de Sudeck es la forma más frecuente (90% de los casos). No afecta a los nervios, a diferencia de la algodistrofia de tipo II, cuyo pronóstico es menos favorable.

Causas y factores del síndrome de la algodistrofia

Las causas de la algodistrofia todavía se desconocen. En la mayoría de los casos, se manifiesta después de un traumatismo óseo o articular: esguince, luxación, fractura, cirugía ortopédica… Esto provocaría una disfunción del sistema nervioso.

Los nervios periféricos que se encargan de la contracción de las arterias y de los capilares que rodean las articulaciones se encuentran alterados. Entonces esto crea un déficit de vascularización de la zona afectada, lo que provoca las modificaciones responsables de los dolores que se sienten.

Un infarto, un ACV, la enfermedad de Parkinson, trastornos vasculares o simplemente un fuerte estrés también podrían actuar como un factor agravante de la algodistrofia.

Los síntomas de la algodistrofia

La primera manifestación de la algodistrofia es un dolor disperso intenso, que puede parecerse a una sensación de quemazón o de picadura, que se siente más a menudo en el pie, las piernas, la mano o el hombro. También aparecen otros síntomas como:

-    hinchazón de los miembros afectados

-    impotencia funcional (dificultad para efectuar movimientos)

-    hipersensibilidad de la piel

-    hipersudoración (transpiración excesiva)

-    piel lisa y pálida

-    uñas quebradizas

-    pérdida de cabello

La mejora espontánea es lenta y se extiende a varios meses. Ex extraño que la enfermedad deje secuelas profundas.

La algodistrofia y su tratamiento: fisioterapia y rehabilitación

El tratamiento contra el síndrome de algodistrofia se tiene que iniciar tan pronto como sea posible para frenar de manera eficaz la progresión de la enfermedad. Su objetivo es luchar contra el dolor refiriéndose a los analgésicos, los antiinflamatorios no esteroideos y a veces a algunos antidepresivos.

Leer más
Olivia Farnsworth la niña de 7 años que ni come, ni duerme, ni siente dolor

También es importante efectuar una rehabilitación para reducir los problemas articulares. La quinesioterapia y la balneoterapia tienen un lugar importante. Se puede llevar a cabo una psicoterapia durante el tratamiento si el paciente sufre ansiedad o depresión.

Macarena Simal
Recibe lo mejor de Gentside todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse
Sin conexión
Verifique su configuración