Un hombre lo deja todo para vivir como un perro

Un hombre lo deja todo para vivir como un perro

Un británico de 32 años tiene una pasión algo particular: le gusta disfrazarse y comportarse como un perro. Y es capaz de llegar muy lejos para ser lo más auténtico posible.

Todos tenemos aficiones que nos motivan. Algunas pueden ser raras pero, nunca alcanzarán el nivel de rareza de Tom Peters. No es que esté convencido de que es un perro; sabe que es humano, pero le gustan tanto los mejores amigos del hombre que ha decidido pasar parte de su vida en la piel de un dálmata.¿Su nombre perruno? "Spot". Utiliza su encantador nombre, se disfraza de perro moteado y se comporta como tal.

Ha explicado que el disfraz, muy conseguido, le ayuda a meterse en el personaje.Como buen perro, duerme en una jaula, anda a cuatro patas y come comida para perros. Aparte de eso, tiene vida de humano y trabaja como técnico en iluminación en el teatro.Tom quiere que dejemos de tenerle miedo a su pasión. Insiste en que no hace daño a nadie y que estos aficionados sólo quieren divertirse haciéndose pasar por cachorros. 

• Ana Blasco
Leer más
Recibe lo mejor de Gentside todos los días en tu correo electrónico
Suscribirse